jueves, 7 de noviembre de 2013

Las locomotoras del ferrocarril de Ponferrada a Villablino (I): Las Baldwin


Aunque la entrada original estaba basada en las fotos que obtuve en mi visita de finales de los 70 al ferrocarril Ponferrada-Villablino, me ha parecido ahora -marzo de 2015- conveniente ampliarla y actualizarla con otras fotos e informaciones sobre el destino de las distintas locomotoras tras su retirada del servicio.


En una entrada anterior de este blog comencé a describir mi visita al depósito del ferrocarril de Ponferrada a Villablino (PV) en Ponferrada, a finales de la década de los 70. En ella presenté y comenté una serie de fotos de carácter general. Voy a dedicar ahora ésta entrada y dos más a las locomotoras de que dispuso aquel ferrocarril y de su destino que, en muchos casos -algo raro en España- ha sido la preservación y restauración.

Como los aficionados saben, el PV tuvo tres series principales de locomotoras: las diez Baldwin; las seis Krauss-Engerth construidas por Krauss y las cuatro Macosa que eran también del tipo Krauss-Engerth.  Además, poseía otras unidades sueltas construidas por Tubize, Borsig o Maffei, así como otras de ancho normal para las maniobras con RENFE. En la presente entrada me voy a centrar en la serie Baldwin.

Las diez Baldwin fueron construidas en Estados Unidos en 1919 y comenzaron a operar en el PV en 1920. Eran locomotoras del tipo 131-T, lo que facilitaba la circulación en ambos sentidos sin necesidad de puentes giratorios. Eran locomotoras muy "americanas" con bastidor de barras, barras delanteras, cabina típica y dotadas incluso con la clásica campana. Venían de origen sin recalentador de vapor pero la compañía decidió instalarlo para reducir su consumo de carbón. Ello obligó a algunas otras reformas menores, entre ellas un cierto desplazamiento de la chimenea. Esa fue la única reforma significativa durante toda su vida salvo la instalación del alumbrado eléctrico. Se numeraron del 1 al 10 y además recibieron nombres de personalidades ligadas a la construcción del ferrocarril excepto las tres últimas que se denominaron Ponferrada, Wagner y Villablino.

Aunque eran unas locomotoras bastante lentas, su rendimiento fue excepcional. A finales de 1987 quedaban todavía operativas las 1, 2 y 3, si bien al año siguiente ya fueron retiradas.

La PV1 recibió el nombre de Francisco Cambó, ministro de Fomento en aquella época y gran impulsor de este ferrocarril.


La PV 1 Francisco Cambó nombrada así en honor del Ministro de Fomento de aquella época (Foto: Ángel Rivera)

Vista de la cabina de la PV 1 Francisco Cambó (Foto: Ángel Rivera)
La PV 1 no ha tenido la suerte de varias de sus "hermanas" que han sido restauradas o al menos preservadas, y se encuentra en un estado de abandono en la zona denominada La Placa, cerca de su antigua estación.

La PV 2 fue bautizada como Conde de los Gaitanes.

La PV 2 Conde de los Gaitanes (Foto: Manuserran en su blog Manuel Serrano)


La PV 2 en enero del 2014 (Foto: Daniel Pérez Lanuza en el blog El Ferrocarril de Ponferrada a Villablino)

La PV 3, Marqués de Aldama, tuvo más suerte. Fue preservada y seccionada para su exposición en el Museo del Ferrocarril de Ponferrada.

La PV 3 Marqués de Aldama (Foto: Mariano Orozco en el blog de Manuel Serrano)

La PV 3 en su situación actual en el Museo de Ponferrada (Foto: Daniel Pérez Lanuza)

La PV 4, era la Ortiz Muriel:



PV 4 Ortiz Muriel (Foto: Mariano Orozco en el blog de Manuel Serrano)
La PV 4 en la actualidad (Foto: autor desconocido en la página web Locomotora de vapor)


La PV 5 fue la Villabaso,

La PV 5, Villabaso, en honor de José Luis de Villabaso, uno de los fundadores de la empresa (Foto: Ángel Rivera)



Cabina de la Villabaso (Foto: Ángel Rivera9


Vista conjunta de la nº1 y la nº 5 (Foto: Ángel Rivera)

La PV 5 se encuentra felizmente restaurada en el Museo de Ponferrada:

La PV 5 en la actualidad (Foto: Daniel Pérez Lanuza)


La PV 6, Landaluce, quedó en principio abandonada, pero en el 2007 fue cedida al Club Ferroviari Vaporista de Mallorca, que la trasladó allí y la restauró estéticamente:


Traslado de la Landaluce (Foto: C.F.V.M.)

La Landaluce restaurada en Mallorca (Foto: C.F.V.M.)

La PV 7, Arana Lupardo, se encuentra también abandonada en La Placa


La PV 7, Arana Lupardo, en honor de un miembro del Consejo Fundacional de la empresa. Tras ella, una "Krauss" (Foto: Ángel Rivera)



Cabina de la Arana Lupardo (Foto: Ángel Rivera) 
A la PV 8, Ponferrada, me la encontré en pleno levante, cuando hice mi visita:


La PV 8 Ponferrada (o parte de ella) (Foto: Ángel Rivera)
 pero, en 1987, estaba de nuevo montada aunque a todas luces, ya fuera de servicio:


La Ponferrada en 1987 (Foto: Manuserran en su blog)

Estuvo algunos años abandonada, pero en 2010 fue recuperada y restaurada estéticamente para el Museo Nacional de la Energía:


La PV 8 restaurada (Foto de autor desconocido)
La 9, Wagner


La PV 9 en 1987 (Foto: Manuserran)
también, y al igual que la 8, tras años de abandono, ha sido restaurada para el Museo Nacional de la Energía 


La PV 9 en 2013. Tras su restauración y a la espera de su traslado al Museo Nacional de la Energía (Foto: Daniel Pérez Lanuza)
Por fin, la 10, Villablino, 


La PV 10 en 1987 (Foto: Manuserran)

parece también seguir abandonada en La Placa. 

La verdad es que en el panorama español de preservación de material histórico ferroviario, las Baldwin del PV han salido bastante bien libradas, si bien sería de desear que las que se encuentran ya casi en fase de achatarramiento fueran cedidas a asociaciones que se hicieran cargo de su reparación estética. 


FUENTES CONSULTADAS:

Revista Maquetren extra dedicada al Ponferrada Villablino 

Courel, J: La memoria del vapor. Guía del Museo del Ferrocarril de Ponferrada

Blog de Manuel Serrano

Blog El Ferrocarril de Ponferrada a Villablino

Página web Locomotoras de vapor preservadas en España





martes, 5 de noviembre de 2013

Una nueva pero corta vida para las "600": la serie 435

Entrada publicada originalmente en noviembre de 2013 y revisada y ampliada en diciembre de 2015



En una entrada anterior me he referido a las series 436, 437 y 438 que, en su conjunto, formaban la "superserie" de las 600, dado que sólo diferían en las composiciones formadas por sus coches (motor-remolque-motor, motor-motor, motor-remolque con cabina). Durante los primeros años 80 muchas de estas unidades sufrieron las necesarias reformas, ya que habían empezado a prestar servicio a principios de la década de los 60. Además, cambiaron su decoración original verde-plata por otra -para mi gusto mucho menos atractiva- amarillo-azul.

En 1987, a la vista de la amplia demanda de servicios regionales y de la necesidad de aumentar su fiabilidad y confortabilidad, RENFE decidió la reforma total de la serie con el fin de conseguir 100 "nuevas" composiciones. De ellas, 44 seguirían con la composición habitual en los últimos años de motor-remolque-remolque con cabina y 56 tendrían la "original" motor-remolque-motor. Se definió así la serie 435 ( había existido anteriormente otra serie 435  en el Bilbao-Portugalete-Triano, pero ya estaba retirada). La idea era llevar a cabo profundos cambios, tanto en el confort de la unidad como en su mecánica y sistema eléctrico. Además, se cambiaba de nuevo la decoración exterior, que tomaría ahora colores grises, blancos y rojos en los laterales y amarillo y negro en los frontales. 

Tras el desarrollo de un prototipo por parte de los talleres Miró i Reig de Alcoy, en 1988 se inició la construcción de las unidades contratadas por estos talleres así como los Rocafort y Susundegui. Sin embargo, debido a un cambio en la estrategia de RENFE, posiblemente relacionado -al menos en parte- con las celebraciones de 1992, y que llevó a la contratación de un gran número de nuevos trenes de cercanías, sólo llegaron a construirse 23 unidades de este tipo. En principio fueron asignadas a los depósitos de Valencia y Valladolid, pero la ausencia de aire acondicionado en ellas las hizo abandonar Valencia y moverse definitivamente a los depósitos de Oviedo, León y Vigo, donde esta carencia era más soportable. 

Mis encuentros con las 435 tuvieron lugar básicamente en Asturias. En agosto del 89 fotografié en Oviedo a la 435-012, con un aspecto flamante. 

435-012 en Oviedo. Agosto del 89 (Foto: Ángel Rivera)

La misma unidad fotografiada por el otro extremo. Sigue siendo la 435-012, aunque en este caso el coche motor es el 24. Tras ella, una 436 reformada. Como se ve, la unidad está compuesta de dos coches motores y remolque intermedio, que debió ser la configuración final elegida. Fue dada de baja en 1993. Oviedo, agosto de 1989 (Foto: Ángel Rivera)

En agosto del 90 también pude fotografiar a placer a distintos ejemplares de la familia 435 en Oviedo y Gijón:

435-023, la última de la serie, junto a una 436 sin identificar en la estación de Oviedo en  agosto del 90. Esta unidad tuvo un accidente en julio de 1993 y fue desguazada (Foto: Ángel Rivera)
La 435-023. Oviedo, agosto del 90 (Foto: Ángel Rivera)
Apoteosis de "600" en Oviedo. Dos 436 reformadas y al fondo una 435. El dichoso color blanco del lateral me quemó un poco la foto. Agosto del 90 (Foto: Ángel Rivera)
La 435-015 en Gijón, en agosto de 1990. Fue dada de baja en noviembre de 1994 (Foto: Ángel Rivera)

Aunque en ambos rótulos pone 435-038, supongo que, en realidad, se trata de la 019. Gijón, agosto de 1990 (Foto: Ángel Rivera)
Pero la vida de las 435 duró poco.  Las nuevas 446 y 447 "empujaron" a otros servicios a las 440 y éstas, a su vez, a las 435 hacia su final. Lo cierto es que, a partir de 1993, se dieron de baja (¡vaya amortización!), y, por tanto, las últimas veces que las pude fotografiar fue en el verano de 1992 en Gijón y en el de 1993 en León. En este caso, algunas de ellas habían recibido la decoración (de nuevo efímera) de la Unidad de Negocio de Regionales).


435-013 en Gijón. Agosto del 92 (Foto: Ángel Rivera)



435 sin identificar en el depósito de León. La foto es regularcilla pero tiene valor testimonial porque pocas oportunidades hubo de fotografiar a una 435 con el anagrama Regional Exprés. De hecho sólo recibieron esta decoración, y por muy poco tiempo, algunas de estas unidades de León. Agosto del 93 (Foto: Ángel Rivera)
Y así acaba la corta historia de la serie 435. Cabe reseñar, como dato curioso, que la 020 fue vendida a Chile en 1993, en un intento de venta de varias de estas unidades que no llegó a cuajar. 

El desguace afectó a todas las unidades aunque, por suerte, nos queda conservada y en estado de marcha la 005 gracias a los desvelos de la Asociación de Amigos del Ferrocarril de Madrid (AAFM)


435-009 en colores originales de las 600 Foto: Daniel Blanco/Listadotren)

Se la pintó con los colores originales de las "600". Quizás fue un acierto, pero yo no estoy tan seguro. En el fondo es una 435 ...y una 435 nunca tuvo ese color. En cualquier caso, enhorabuena a  la AAFM y espero que se resuelvan los problemas que nos impiden verla funcionando en las vías.


FUENTES CONSULTADAS:

Arenillas, J: La tracción en los ferrocarriles españoles. Ed. Vía Libre

Olaizola, J: Las seiscientas (y III). Blog Historias del tren

Forotrenes

Listadotren